La benevolencia de la Cicig

     El creer que la intervención de Cicig es por su benevolencia con los guatemaltecos es pecar de ser excesivamente ingenuo. El ver en Todd Robinson una figura preocupada por la situación política de nuestro país, también es ser completamente ingenuo.

     Durante los primeros años de la administración de Barack Obama, se empezó a discutir el hecho de que los Estados Unidos se estuviese olvidando de su patio trasero, Latinoamérica. Para 2013, la crisis de los niños migrantes hizo que Estados Unidos se volviera a fijar en nuestra región. Lo que propició la crisis, fue la cada vez más precaria situación de seguridad y empleo en los países del Triángulo Norte. Estados Unidos se dio cuenta que tenía que actuar de alguna manera para contener el flujo migratorio.

     La corrupción en los países pobres de América Latina es sinónimo de un menor desarrollo y de una oportunidad para los traficantes de armas y personas. En el caso de Guatemala, se usó a Cicig como un instrumento para iniciar a perseguir a una clase política corrupta, que se le señaló como la principal culpable de los problemas de seguridad que los Estados Unidos estaba enfrentando.

     A los Estados Unidos no le importa que los políticos se roben los fondos públicos, ni que haya más de veinte asesinatos diarios o que los niños se mueran de hambre en nuestro país. En pocas palabras media vez no les afecte, los gringos no intervienen. ¡Qué casualidad que Cicig haya hecho algo, luego de casi diez años en nuestro país sin haber hecho absolutamente nada!

     Lo peor de todo, es que la intervención se está haciendo a medias. Al día de hoy, la Cicig ha sido incapaz de presentar pruebas que en realidad vinculen a Otto Pérez Molina con algún acto de corrupción. Es evidente que se está actuando de forma arbitraria, y que el juicio ya se volvió político.

¿En qué país se ve que un embajador asista a un juicio?

    Todd Robinson es Embajador desde septiembre de 2014. Su nombramiento no fue ninguna casualidad; el plan de quitar a Baldetti de la Vicepresidencia ya venía desde un tiempo atrás.

     En una buena cantidad de países, a Robinson se le hubiera echado hace un buen rato. Desde que se presentó al juicio en contra del General Ríos Montt, ya se podía notar una injerencia perversa de la política exterior estadounidense.

¿Cuál es la solución?

     En primer lugar, los guatemaltecos tenemos que dejar la costumbre de esperar que alguien más arregle nuestros problemas. Ni Estados Unidos, ni la Unión Europea, ni Cicig van a arreglar nuestro sistema judicial, porque no les importa. Los que tenemos que mejorar nuestras instituciones somos nosotros mismos. Ningún país del mundo se ha desarrollado gracias a la intervención extranjera. Dejemos la cultura del limosneo a un lado.

     En segundo lugar, tenemos que dejar de juzgar a las personas, debemos de empezar a juzgar sus actos. Al estilo de la Inquisición, se ha querido obligatoriamente que alguien pague por nuestra situación de pobreza, de inseguridad y de corrupción. Además, se ha visto a Iván Velásquez como un “idealista de la justicia”. ¿De verdad tanto ha hecho este colombiano por nosotros, armando juicios en los que las pruebas son escuchas telefónicas que no dicen absolutamente nada?

     Nuestra clase política es reflejo de nuestra sociedad. Antes de querer cambiar al político, debemos cambiar nosotros. En vez de solo señalar, es necesario hacer una introspección. Tan corrupto es el que se roba millones de quetzales como el que copia en el examen o como el que le da mordida a un policía.

      No seremos un país realmente soberano e independiente hasta que no arreglemos nuestros problemas por nuestra cuenta. Mientras sigamos siendo un país tan poco desarrollado, seguiremos siendo objeto de intervención extranjera, y seguiremos recibiendo tres aviones diarios con deportados en la Fuerza Aérea Guatemalteca.

No apoyo a Cicig, y espero que se vaya en 2017.

Luis Fernando Salazar

Imagen extraída de: http://reportajede.news/?p=1333

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s